Rincones con sabor español para expatriados

iquitale_la_morrina_a_tu_despensa_9452_630x

Vivir lejos de casa y de la familia siempre es difícil, pero se hace un poco más llevadero cuando hay cosas que siguen siendo las de siempre. Por eso algunas tiendas online envían todo tipo de marcas y productos españoles, de los de toda la vida, para que la estancia en el extranjero sea más llevadera.

Rosa echa de menos el pescado y el marisco frescos, la horchata, las anchoas y los churros con chocolate; Toñi, el tomate frito de una marca concreta (“cuate, ¡aquí hay tomate!”); Isabel, el jamón serrano; Julia, el queso manchego y Guillermo, el queso fresco de Burgos. Laura añora las Campurrianas; María, las setas y la colonia Nenuco. A Helena le faltan las chirimoyas y las alcachofas.

Ellos son algunos de los miles de expatriados españoles que, por una u otra circunstancia, viven fuera de nuestras fronteras. Lo que echan de menos son productos mediterráneos y marcas nacionales que algunas veces tienen equivalentes en sus países de acogida, pero que nunca saben ni huelen igual que en la propia tierra.

Sigue leyendo

Anuncios

Wikipedia, no hay quién te entienda: utilizas un lenguaje muy sofisticado y luego estás plagada de errores

Wikipedia-logo_ka

En 2012, un grupo de investigadores holandeses analizaron la legibilidad de Wikipedia. Su intención: averiguar hasta qué punto el lector normal podía comprender la mayor parte de los artículos de esta web. Un instrumento que nació en 2001 con la intención de que el mayor número posible de gente pudiera acceder de forma libre a este compendio del saber humano. Pero, ¿hasta qué punto se puede acceder a este conocimiento si resulta que es demasiado difícil de entender? ¿Hasta qué punto Wikipedia cumple su objetivo?

Sigue leyendo

Ponte en su lugar: yo no sería capaz de saltar

Valla de Melilla (Foto: noborder network, Flickr)

Valla de Melilla (Foto: noborder network, Flickr)

Esta mañana escuché a alguien en el metro que gritaba: “¡Lo que tendrían que hacer todos los inmigrantes es volver a sus países, ya verás cómo se solucionaba esto del paro en un momento!”. Yo le contesté a la señora que lo decía -como creyéndose cargada de razón- : “ahora los españoles también se están marchando a otros países en busca de una vida mejor, ¿Qué deberían hacer esos lugares de acogida con ellos?.

Supongo que es sencillo no ponerse en la piel de quien tiene que saltar la valla. Porque, total, nosotros estamos demasiado agustito en nuestra casa, con una manta y un plato de sopa todos los días. O, mejor dicho, con nuestra tele de plasma, nuestros partidos Real Madrid- Barsa, y el vermú de los domingos con los vecinos.

Sigue leyendo

Soy musulmana y nadie mata en mi nombre

Y, quien lo hace: no me representa.

Me han preguntado: “¡eh!, ¿Dónde tienes las bombas?” –supuestamente desde la broma. Me han llamado lapidadora y me han asegurado que mi religión mata y es violenta –y por tanto, yo también he de serlo-.

Me han dicho que en el Corán nos obligan (a los musulmanes) a matar a los infieles – es decir, a cargarnos a todos los seres del planeta que no sean musulmanes-, para combatir la falsa fe y la falta de creencia. Como si la moral o la bondad de una persona se midieran en función de su credo. Como si cualquiera pudiera matar, o debiera hacerlo. Sigue leyendo

Tras el rastro de Anonymous: ¿qué ha sido de los `hacktivistas´ahora que no salen (tanto) en los medios

Flickr

“No nos hace especial ilusión hablar con nadie. Las ideas no tienen representantes: sólo pueden observarse. Quien quiera saber de nuestra actividad que nos siga. No nos interesan los focos mediáticos. Lo sentimos de veras”. Esa es la primera conversación que tuvimos con un miembro español de Anonymous a través de una de sus cuentas de Twitter.

La última entrada en el blog de este miembro de Anonymous es de mediados de febrero. Hasta ahí bien, si no fuera porque la anterior fue publicada a principios de diciembre de 2013, muy alejada en el tiempo para el blog de un colectivo que desarrolla su actividad, especialmente, a través de internet – aunque tal vez no sea el mejor ejemplo del trabajo que aún hoy en día hace el grupo. No obstante, después de esto y de ver que los medios de comunicación han dejado de publicar información sobre ellos – o al menos no publican tanta como antes -, nos preguntamos: ¿qué ha pasado con Anonymous? ¿Han sido expulsados de la agenda mediática? ¿O es que no fue más que una moda pasajera que tiende a desinflarse? Sigue leyendo

Personalidades del arte y la cultura sellan su compromiso en defensa de las pensiones públicas

  • La Mesa Estatal Pro-Referéndum de las Pensiones quiere llevar a cabo una consulta para que la Constitución blinde las pensiones públicas
  • En el acto, la Mesa ha expresado su rechazo absoluto al ‘factor de sostenibilidad’, que vincula las pensiones a la esperanza de vida y la disponibilidad de la Seguridad Social

(Publicado en infoLibre, por Lucía El Asri)

_fotonoticia20130516121927800_6b4f8272

“La defensa de las pensiones públicas es nuestra única razón de existencia”, se sentenció este viernes en un céntrico hotel de Madrid en la presentación de la Presidencia Honorífica de Personalidades que respaldan el manifiesto Las Pensiones a la Constitución, ¡Referéndum Ya!El encuentro tiene lugar después de que se diera a conocer la Mesa Estatal Pro-Referéndum de las Pensiones (MERP) el pasado 12 de abril, cuyo objetivo es recoger firmas para promover la reflexión y el debate social sobre un sistema de pensiones digno. La iniciativa comenzó con el apoyo de nueve personalidades del mundo de la cultura, ciencia y economía, y ahora cuenta con sesenta firmas. Sigue leyendo

Los afectados salen de nuevo a la calle para protestar contra la estafa hipotecaria

  • La marcha ha comenzado frente a la sede de la Asociación Española de Banca y ha finalizado en la Audiencia Nacional
  • Esta semana el Parlamento europeo premió al colectivo por sus valores ciudadanos

(Publicado en infoLibre, por Lucía El Asri)

_mani_a6a7d761

Miles de personas han salido este sábado a las calles madrileñas para protestar contra la impunidad financiera, la estafa hipotecaria y reivindicar el derecho a la vivienda. Bajo gritos de “¡Queremos un pisisto como el del principito” o ¡Qué pasa, qué pasa, que no tenemos una casa!”, los manifestantes reivindicaron el derecho a una vivienda digna y centraron sus críticas en los banqueros y los dos principales partidos, PP y PSOE. Sigue leyendo